Técnicas de Resolución de Conflictos: ¡Por qué implementar programas de Mediación Escolar en las instituciones educativas?

Lic. Mirta Gómez Olivera
Email: mirtagoli@hotmail.com

Todos los seres humanos tienen una vida personal individual y una vida social. Ambas se integran  en el marco de la vida social.

Para que esta convivencia sea posible, son necesarios tres elementos fundamentales: la tolerancia, el respeto y la solidaridad.

La escuela, como parte de la comunidad no se encuentra exenta de situaciones conflictivas entre los diferentes miembros de la institución, lo que afecta la convivencia pacífica e interfiere en el proceso de enseñanza-aprendizaje.

Se trata de fenómenos complejos que por lo tanto deben ser encarados desde distintos abordajes. En este sentido, la Mediación, se presenta como una herramienta que puede aportar a la resolución constructiva de conflictos, en especial en una organización donde sus integrantes se encuentran frente al desafío de convivir todos los días respetando sus diferencias.

Mantener buenas relaciones resulta clave para favorecer un clima de convivencia armónica  que facilite el desarrollo de las diversas actividades de los actores institucionales, ya que la educación tiene un rol fundamental en las nuevas estrategias de desarrollo, sustentable, tanto para el crecimiento económico (incorporando los conocimientos en los diferentes procesos de producción) como para el crecimiento social (como justicia y solidaridad), ya que la adquisición de conocimientos, hábitos y destrezas y la internalización de valores, deben ser ejes para superar los problemas que se derivan de la influencia de la Revolución Tecnológica: desocupación, pobreza, que en su mayoría son puestas de manifiesto en conductas violentas.

La escuela de hoy, debe tener en cuenta “qué pasa” cuando el adolescente sale de la institución, ya que el mismo lleva sus problemas vivenciados en el núcleo familiar y social a su escuela y demanda un aprendizaje para resolverlos. Sólo así sentirá que la escuela “sirve para algo”.

Se necesitan docentes que no sólo maneje  en profundidad su disciplina, sino que los contenidos sean actualizados, significativos para sus alumnos, relacionables con la realidad social hoy. Un docente abierto, que permita la participación, promueva la aceptación de las diferencias y tenga internalizado los tres elementos básicos para la nueva convivencia: Tolerancia, solidaridad y respeto.

En medio de esta crisis de la sociedad del bienestar-malestar, cabe reafirmar convicciones que son base de nuestra identidad como educadores y personas. La comunicación masiva descalifica convicciones que hacen a valores trascendentes, entonces se debe capacitar en todas las redes posibles de intervención pedagógica.

No se nace siendo tolerantes, solidarios y respetuosos, sino que se aprende a serlo. La violencia en nuestras escuelas, nuestros vecindarios y nuestras comunidades, ha llegado a un nivel alarmante en las últimas décadas. Por lo tanto es necesario poner en funcionamiento mecanismos de gestión democráticos, y en este camino se ve involucrada toda la comunidad educativa. Es necesario negociar, donde los implicados en su diálogo manifiesten su problemática, con el fin de poder encontrar la solución a dicho conflicto. La mediación es una herramienta básica y apropiada para resolver muchos tipos de conflictos.Es necesario capacitar a los adultos de la comunidad escolar ayudándolos a comprender el conflicto y a emplear metodologías apropiadas de resolución de conflictos. Los docentes y estudiantes comparten la responsabilidad de crear una escuela donde todos se sientan valorados y puedan aprender.

La propuesta es brindar a nuestros docentes, para que trasmitan a nuestros alumnos, la posibilidad de incursionar en una experiencia enriquecedora desde lo estrictamente humano y por ende, social, adquiriendo conocimientos, técnicas y habilidades para solucionar los conflictos de manera equitativa y pacífica, profundizando en el proceso de mediación, ya que la mediación, es una práctica que se ocupa primordialmente de las personas, de sus afectos y necesidades, para encontrar opciones de acuerdo intentando preservar las relaciones humanas, fortaleciendo el diálogo sobre la disputa, estableciendo la creación de rapport como punto de partida en todo proceso de comunicación.

Mediar es pacificar, extender la cultura de la mediación en cualquier campo, es haber optado por un futuro más humano, más civilizado, de soluciones más duraderas en los métodos de resolver conflictos inherentes a toda vida en sociedad.

Actuando y enseñando ideas y los ideales de la resolución de conflictos, podemos contribuir a la reducción de la violencia y la creación de metas, propendiendo a un desarrollo social óptimo para mejorar la calidad de vida de las generaciones futuras.

Sólo pueden transformar una sociedad, aquellos que tienen la posibilidad.¿qué mejor que los educadores?

Comentarios

comments